martes, 28 de noviembre de 2017

El oficialismo se despidió del periodo ordinario sin abrir comisiones


Decenas de proyectos que perdieron estado legislativo y muchos  otros deberán esperar hasta 2018. El titular del bloque Cambiemos Juan Manuel Rigau describió lo que ocurre en la Cámara de Diputados mediante un vídeo.


A “cajón cerrado”, o a “puerta cerrada” fue la cotidiana escena durante todo el año legislativo que tuvo inicio el 1° de Abril con la promesa de Alberto Rodríguez Saá de trabajar junto al Poder Legislativo.


“Como pueden ver la mayoría de las comisiones están cerradas. Así estuvieron todo el año. A veces el oficialismo sin tener quórum o sin respetar los horarios para reunirse emite despachos para tratar iniciativas que provienen del Ejecutivo”, explicó Rigau.


Es un ambiente hostil, decadente y sumamente deteriorado si lo promediamos con el compromiso legislativo que debe tenerse como representante del pueblo. Mientras Avanzar y Cambiemos presentó decenas de proyectos, en su mayoría solicitudes de informes y proyectos de ley, el oficialismo y sus aliados volvió a enfrascarse en repudios a la gestión nacional, de toda índole. Cada miércoles eran presentados dos o tres repudios u homenajes donde algún artículo incluía un repudio al Gobierno Nacional.

Entre lo más “parroquial”, la falta de oficinas para la oposición se hace notar. 4 oficinas para 12 diputados y sus equipos de trabajo. Sin embargo, el oficialismo y sus aliados se quedó con todo el segundo piso destinado a legisladores de la Cámara Baja y se los puede ver con aire acondicionado y hasta incluso baños. En contrapartida ni siquiera los baños de la planta baja (donde están las oficinas de Avanzar y Cambiemos) sirven. Llevan semanas clausurados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog